Estudiantes de Stanford visitan Senplades

estudiantedestacado2

“La Constitución ecuatoriana es muy interesante porque plantea puntos de ruptura conceptuales en política pública y derechos”, afirmó Fander Falconí, secretario nacional de Planificación y Desarrollo, durante el inicio del  conversatorio que mantuvo la mañana del lunes con estudiantes de una maestría de la Universidad de Stanford.

Durante el diálogo, el Secretario Nacional y el Subsecretario General de Democratización del Estado, Pabel Muñoz, compartieron la experiencia ecuatoriana en temas económicos y sociales y explicaron las claves de logros obtenidos por el país en los últimos seis años.

Desde la expedición de la Constitución de 2008, el Ecuador tiene la visión de un modelo diferente que se interesa por tener buenos indicadores macroeconómicos, pero también por respetar la naturaleza. “Lo más importante es que ese crecimiento ha tenido logros en la redistribución del ingreso y la reducción de desigualdades”, señaló Falconí.

De su parte, Pabel Muñoz, detalló el proceso de transformación del Estado que vive el  Ecuador desde el 2006. “Fue necesario un rediseño institucional que permita recuperar la autoridad pública, la capacidad de planificar y administrar del Estado”, dijo. Esa falta de regulación  generó la crisis bancaria de 1999. “No creemos que el Estado debe estar en todo, pero sí en lo fundamental”, agrega. A partir de 2007, el cambio institucional busca afianzar el Estado en los territorios a través de la desconcentración y descentralización.

Al final del conversatorio, los representantes de la Universidad de Stanford entregaron medallas, a manera de agradecimiento, a las autoridades de Senplades.