Atilio Boron: “no es posible un Buen Vivir capitalista”

Ana María Larrea, Pabel Muñoz y Atilio Boron, durante la conferencia ‘El Buen Vivir y el Socialismo del Siglo XXI’

El politólogo argentino Atilio Boron analizó el nuevo modelo de desarrollo que impulsa el Gobierno Nacional (Buen Vivir o Sumak Kawsay) y el Socialismo del Siglo XXI, en el marco de la conferencia organizada por la Secretaria Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades), que se llevó a cabo hoy en el auditorio de la Corporación Financiera Nacional (CFN), en Quito.

El encuentro, que estuvo presidido por Pabel Muñoz, subsecretario General de Democratización del Estado y Ana María Larrea, subsecretaria General de Planificación para el Buen Vivir, contó con la presencia de funcionarios y técnicos de planificación de las distintas entidades estatales, docentes y estudiantes universitarios y sociedad civil.

“El Sumak Kawsay es el inicio de una ruta larga, llena de obstáculos y resistencias, pues supone una enorme redistribución del poder económico y social”, dijo Boron. “Es un proyecto de largo plazo que se construye día a día. Es importante que haya un núcleo importante de países en el proyecto para darle condiciones de sustentabilidad”, añadió.

Boron criticó las teorías tradicionales que consideraban al desarrollo capitalista como el único camino para el crecimiento de las naciones. “Este modelo supone que la única función de la naturaleza es proveer más ganancias, ahí la importancia del proyecto del Sumak Kawsay porque sostiene que la naturaleza no puede ser mercantilizada y, en la medida en que lo sea, la sociedad se destruye. Hay cálculos ecologistas que llegan a la conclusión de que en pocas décadas vamos a necesitar un planeta y medio, y no lo tenemos”, indicó.

Así mismo, sostuvo que no es posible ejercer un Buen Vivir capitalista, ya que solo desde la perspectiva del Socialismo del Siglo XXI -como alternativa al desarrollo- los seres humanos son menos portadores de trabajo para convertirse en más personas. A decir del politólogo, “tenemos que ser capaces de creer en una alternativa postcapitalista; el Sumak Kawsay nos da el marco conceptual y valorativo para poder pensar eso, debemos tener una política donde la rentabilidad no mande sino que sea más fuerte la conservación del medio ambiente y la preservación de las riquezas naturales”.

Al terminar su intervención, Boron interactuó con los asistentes resaltando que “el Sumak Kawsay no es un mundo en donde caben todos los mundos, ahí no cabe la burguesía, el paramilitarismo, el imperialismo; es un mundo que debe ser creado para la emancipación de los pueblos”.

| Galería |